CONTACTO

jueves, 29 de septiembre de 2011

COLIFLOR DE APROVECHAMIENTO

Hay una cosa muy típica de mi casa que es ir a tomar el aperitivo. Desde que tengo uso de razón, todos los fines de semana en Santiago mis padres van a un sitio diferente según sea invierno o verano. En invierno se va al Abrigadoiro y en verano se va al Tokio. Antes de comer, los sábados y domingos, se reúnen con sus amigos en una mesa que crece exponencialmente según van llegando amigos, hijos de unos, novios de otros...etc.

En los bares de Santiago jamás te ponen una bebida sin algo que llevarte a la boca. Sin embargo, cuando llegué a Coruña descubrí que lo máximo que te dan de comer cuando sales al aperitivo es el limón de la Coca-Cola (si lo has pedido, porque muchas veces te ponen el vaso a pelo, sin hielo si quiera!). En Santiago puedes irte a casa a las 15.30 de la tarde habiendo tomado un poco de tortilla, unas patatas fritas con cacahuetes, un cuarto de sandwich mixto y un triangulito de pizza de la casa. O una tapa de callos, que será lo mínimo que venga de serie con un refresco.

Por eso a mí el aperitivo me gusta en casa, es decir, en Santiago, bueno y en Lugo, que eso sí que es el paradise del mundo aperitivil.

Pero bueno, vamos al grano. La semana pasada preparé una lasaña y no llegué a usar toda la bechamel, y ayer hice una salsa de tomate para tomar pasta fresca, así que hoy a medio día cocí un poco de coliflor y la monté en una fuente, espolvoreé con queso y metí a gratinar al horno.




Os cuento con detalle:


LA CESTA DE LA COMPRA
 

- 600 gr. de coliflor (la mía era congelada y tardé 9 minutos aprox en cocerla)
Salsa de tomate express (que podéis ver aquí)
- Queso rallado para gratinar
- Bechamel rápida:
     1000 gr. de leche a temperatura ambiente
     100 gr. de harina
     2 cucharadas de aceite de oliva o mantequilla
     Pellizco de nuez moscada
 Sal y pimienta
PON LA THERMOMIX A FUNCIONAR
  • Cocer la coliflor en poca agua y a fuego medio con un chorrito de aceite y una cucharada de sal
  • Hacer la salsa de tomate
  • Hacer la BECHAMEL RÁPIDA. ¿Cómo? Así de fácil:
         Poner todos los ingredientes en el vaso y programar 9 minutos, 100º y Velocidad 4
  • En una fuente, poner de base la coliflor, añadir la salsa de tomate y la bechamel y espolvorear con queso para meter al horno, 10 minutos a 180º y 3 minutos de gratinado para que se endurezca el queso.
Es resultoñam!




    13 comentarios:

    1. Una idea muy buena aunque no tenga thx!!! De la manera tradicional también estará bueno, verdad? Besinos.

      ResponderEliminar
    2. CLARO QUE SI!!!!! si este es un básico.. lo unico la bechamel... a mano es un rollo! un besito Labidú!

      ResponderEliminar
    3. A mi la coliflor como que no me mola demasiado, pero si es disfrazada de lasaña igual cuela. besitos

      ResponderEliminar
    4. Y es que no hay que tirar nada!!!
      Hace poco estuvimos en Santiago, y sí, mucho aperitivo, en Gijón también hay costumbre, pero deben ser algunos lugares del Sur donde se llevan la palma...
      Besinos!

      ResponderEliminar
    5. Mmm...mmm...rico, rico!!! tiene un pintaza...para morirse!!! la próxima semana la hago!!

      Por cierto, hay un dicho que me encanta y viene muy a cuento de tu post: "El buen coruñés, nunca come antes de las 3"

      Y qué cierto es!!! a mi tambien me rechifla el momento aperitivo!!!

      Muaaa

      http://llegaralos30sinmorirenelintento.blogspot.com/

      ResponderEliminar
    6. La preparé hace quince días y está DELICIOOOOSA!!! Y a mí no me gusta la coliflor!!!

      ResponderEliminar

    CUÉNTAME...